Emebe Desing, maquillando entre joyas

EMEBE, es una firma deliciosa, porque sus piezas de joyería y alta bisutería son todas una verdadera delicia. Además, es una firma de mi tierra, nacida en Coruña pero con ganas de llegar a todos los rincones. Creada para encajar sobre las manos y la piel de toda mujer, sea cual sea su estilo, es una inspiración en si misma para mi, encargada del maquillaje y peluquería de esta sesión a las órdenes de la maravillosa fotógrafa Gimena Berenguer, capaz de crear y recrear escenarios perfectos en cuestión de segundos. Y ella, esta mujer de rasgos únicos, de personalidad que trasciende la cámara, es Lorena Guitian (de New Models Galicia). Versátil y profesional, fantástica.

Y así, rodeada de mujeres llenas de talento, con una propuesta estética clara, nos pusimos manos a la obra para conseguir imágenes que reflejaran el espíritu de las diferentes colecciones de EMEBE, sabedoras de la importancia del e-commerce, de la presencia on line, sobre todo para una firma que aspira a atravesar fronteras a golpe de diseño.

Varios escenarios y varios looks, para destacar lo importe, las piezas. Cuando me encargan un trabajo de maquillaje y peluquería para una firma, prima seguir su línea estética y aunarme con la imagen final. En este caso, se buscaba que esa imagen fuera casual, bohemia y cosmopolita al mismo tiempo. Para ello, un maquillaje suave, en totalidades empolvadas, y un peinado con un fingido despeinado, a base de ondas naturales y semirecogidos espontáneos. Llegaba el momento del primer café de la mañana.

Es hora de salir, quizá una comida entre amigos, quizá una cita un poco más especial o, tal vez, una tarde con la única compañía de si misma. El espejo y el gusto personal son los que mandan. Llega el momento de darle paso al lado más coqueto. El cabello se suelta, se libera, la piel se intuye suave y perfumada. Estrenamos colgante, estrenamos vida.

Encontrar esa pieza de joyería que adorne el cabello sin caer en excesos, sin necesitar una ocasión especial. O tal vez si. El cabello de Lorena, la luz suave, la pieza, no se necesita más para dejar que las manos, sin necesidad de un solo cepillo, dibujen la silueta que acompañen al metal. Peinar se transforma en dibujo y el maquillaje ya se ha fundido con el momento.

EMEBE no se queda quieta, es una firma que busca caminar al lado del ritmo vital de cada mujer. Esa mujer que puede querer ser una Novia diferente, a través de una de sus coronas de flores de tela, tejidas y creadas con esmero artesanal. Destacan sin esconder a quién las lleva, sus colores sirven para potenciar la belleza natural de esa Novia especial. Un peinado de Novia acorde con esa imagen fresca y diferente. Un maquillaje de Novia en el que esa frescura sea la protagonista. Mi debilidad, los labios con efecto mordido. Una imagen idílica. Unas fotografías increíbles.

Cuando eres maquilladora profesional a tiempo completo, lo eres porque adoras tu trabajo, totalmente. Adoras maquillar y peinar de mil formas y maneras, pero, en especial, cuando esa forma se identifica tanto con tu manera de entender la belleza de la mujer. Sin excesos, sin mentiras, de verdad. Así me dejaron trabajar en esta sesión para EMEBE, porque ellas buscaban eso precisamente, lo que sus diseños cuentan, que quieren ir contigo, en cualquier momento de tu vida. Y si, además, está Gimena Berenguer, yo, sencillamente, acudo rauda y veloz a dónde ella me diga, porque es muy grande, y se que el resultado será un sin fin de imágenes increíbles, imposible elegir una sola.

Gracias chicas por convertir un trabajo en un placer.

Eva Villamar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.